jump to navigation

Soledad 06.11.10

Posted by Migsar in Vida.
Tags: , ,
trackback

Llevo ya un rato sin escribir, y me disgusta ver mi blog tan abandonado, sin embargo, no he tenido el ánimo suficiente para decir nada, últimamente me intento convencer de que las cosas valen la pena, pero en realidad cada día estoy más convencido de que no es así… cuando uno sea viejo y la lucidez se desvanezca los recuerdos parecerán igual de buenos, se hayan vivido o no y lamento que eso sea lo que me mantiene aún intententando las cosas, que al final, independientemente de como me haya ido en la vida, viviré en una utopía senil… es triste buscar el olvido en la vida misma y es triste desear tanto olvidarlo todo y tener una mente que revive los hechos una y otra vez, triste tener que ver a tanta gente a la que no soy capaz de odiar pero que me recuerda tanto una vida que detesto y que desearía dejar atrás, tener que despertar sin estar convencido de la vida y hacer las cosas sólo porque la alternativa es igual de vacía, sentirme tan solo aún cuando estoy rodeado de gente y nunca estar en sintonía con nadie, no tener el valor de llegar a los extremos que pueden significar un punto de inflexión en nuestra vida, nunca tocar fondo, pero tampoco, nunca, intentar levantarme. Estoy un poco cansado de oir los tantos comentarios de apoyo que suenan a grabaciones repetidas activadas en el contexto social adecuado, condicionamientos sociales que pretender darnos más humanidad y que sólo se basan en la costumbre y no en el sentimiento, de saber que todos están ahí para mí e inexplicablemente terminar siempre tan solo, con la misma vieja y aburrida rutina que acerca a todos a su meta, menos a mí, porque carezco de objetivo alguno.

Siempre habrá tiempos mejores pero yo llevo demasiado tiempo sumido en esta depresión como para esperarlos, las alegrías son fugaces y las noches demasiado largas, los placeres sutiles y las penas muy amargas, no quiero pasar más madrugadas pensando en lo que no podrá ser, no quiero pensar en lo absoluto, quiero olvidarlo todo. Irónicamente los mismos motivos que me hacían no querer escribir son los que me hacen desahogarme ahora, el peso es demasiado y no hay lugar para gritarlo, parece ser que las ondas de mi voz no tienen eco en este mundo y espero que el verterlas aquí en forma de ideas me sirva de consuelo. Sólo espero que todo pase…

Anuncios

Comentarios»

No comments yet — be the first.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: